tomografía de resistividad 1

58. Minería antigua y antiguos senderos, I.

No es fácil, nada fácil. Y es que no hay reglas fijas.

Por ejemplo la imagen Google Earth de abajo, del 2/12/2000, entre O Covelo y A Cañiza (555200 E 4674800 N). ¿Qué son esas marcas que se ven cruzar de este a oeste? El lugar se conoce como As Bestas.

Y ahora, si nos movemos un poco al norte, hasta  554400 E 4675900 N, nos encontramos con esto otro:

Supongo que veis las marcas bordeando los montes. ¿Y qué pueden ser, labores mineras, viejos caminos?

El caso es que la mayoría de las veces estas huellas no son visibles en los mapas de pendientes en los que tan bien suelen cantar las labores mineras antiguas, y bien, lo que se dice bien, sólo se ven en esta serie de fotos del 2/12/2000 de G.E., algo peor en las del 3/19/2003 y poco más. Pero resulta que en éstas, en las fotos de 2000-2003, se ven huellas de este tipo a cascoporro, tantas que ya no les prestaba atención pensando que eran caminos forestales, huellas de la fiebre caminera del monte.

Pero siempre hay sorpresas, y el otro día, en el lugar de la primera imagen G E, me encontré con esto

La cosa, ya digo, no es fácil, de modo que lo mejor es ir paso a paso.

1.-La trinchera

La trinchera, con perfil en V y de 1 a 4 metros de profundidad, inconfundible siempre por su tamaño y por su continuidad a lo largo de unos 200 metros, es cosa aparte, distinta. Debido a sus dimensiones, esta trinchera sí se puede seguir en el mapa de pendientes. Os la señalo dentro del recuadro.

En realidad la trinchera no tiene nada que ver con los surcos, aunque su presencia nos indica que estamos en una zona de minería antigua. De esta trinchera y otras semejantes trataré en otra entrada, ahora vamos a los surcos.

2.- Los surcos

Toda la zona del mapa de pendientes está surcada por esas excavaciones poco profundas -1 metro como mucho-, suave perfil redondeado y escasa continuidad, aunque resulta muy difícil seguirlas entre la vegetación. De hecho, resulta imposible verlas en la mayor parte del terreno, y sólo son evidentes donde hay poco más que una hierba alta.

Los surcos van a veces paralelos y a  veces convergen y se entrelazan. Y en los bordes de algunos de estos surcos, aquí y allá, afloran mínimos resaltes de la roca excavada, como si fueran las esquinas o bordes de una trinchera, y las silvas entre la hierba denuncian la roca en proximidad. Así que de cerca, en el campo, no parecen caminos y sí viejas trincheras mineras colapsadas y rellenas.

Sin embargo, tomando la perspectiva que permite G.E.,la cosa pinta muy diferente, parecen caminos y más que eso: en muchos lugares es evidente que siguen la traza de los caminos actuales, o quizá al revés, pero el caso es que no parecen tener una lógica minera y sí de comunicación. Por ejemplo, en 555750 E, 4678550

Sin embargo, ¿Por qué sí son caminos dibujan ese entrelazado? ¿Qué clase de camino abandona su propio curso y serpentea por el monte como si fuera un río? Pero si se trata de minería, los surcos planteaban un problema no menos grave. ¿Qué clase de minería es esa?

Me puse entonces a señalar estos caminos en G.E., pero me cansé al rato. Están prácticamente por todas partes en la dorsal gallega, y aunque son menos abundantes, se pueden ver también hacia la costa, aunque no los encontre… en A Groba, por ejemplo.

Estaba claro que tenía un problema. ¿Minería o caminos? No quedaba más remedio que visitar más sitios y reconocer las señales en detalle para poder decidir.

3.- Siguiendo las huellas. 

Difícil describir lo que apenas se ve. Porque lo cierto es que no dí con esas huellas que GE mostraba por todas partes.

No las encontré aquí, en 552550 E, 4677550 N

Ni aquí, en 553850 E, 4676900 N

Y ni siquiera aquí, en  554300 E, 4675900 N

Bueno, aquí si encontré algo, esto que se ve abajo y que en campo se veía bastante claro que era una vieja -o no tan vieja- pista, doblada vete tú a saber porqué.

Seguir las huellas de GE no me había ayudado mucho, más que nada porque no encontré rastro de ellos, nada de surcos ni trincheras. Así que lo más fácil es que fueran viejos caminos.

Hasta el momento no le había dado ninguna importancia a estas leves huellas de viejos caminos, pero ahora sentía curiosidad. Estaba claro que ya no se usan, pero ¿quién los hizo y hace cuánto? Me llama la atención sobre todo su movilidad y se me ocurrió que quizá fueran viejos caminos de trashumancia. Parecían poner en comunicación los pastos en los altos de los montes con las zonas más bajas. Que fueran caminos para el ganado podía explicar su movilidad.

Quizá algún día algo o alguien me aclare lo de las huellas de viejos caminos, pero ahora me tocaba volver a los surcos.

4.- De vuelta a los surcos. 

No encontraba otros surcos o trincheras que los de As Bestas, pero es que tampoco revisé todas las huellas (las hay a cientos) que se ven en GE, ni mucho menos. En algunos lugares de Covelo y A Cañiza las huellas de los viejos caminos pasan por sitios llamados Cavada, Cavada Grande, As Cavadas, Cavadas Vellas, Foxos, etc., así que es de esperar que existan más surcos y trincheras como los de As Bestas, escondidas entre la maleza. Ya aparecerán.

Pero por el momento, la conclusión era obvia, tenía que volver a As Bestas y ver qué podía sacar en claro. Así que decidí hacer un perfil de resisitividad para comprobar la geometría de los surcos, si eran superficiales o eran las huellas en superficie de viejas trincheras mineras hoy meteorizadas y con sus paredes vencidas.

Hubiera querido hacerla sobre los surcos de la foto 1, pero hasta allí no podía llegar con todo el equipo, y elegí otro lugar, muy cerca del merendero y lagoa estacional de As Bestas. Los surcos no son tan pronunciados, pero era mejor que nada.

Con atención podréis ver el cable naranja entre los árboles unos metros tras el camino, de parte a parte. No se ve el perfil completo en la foto, pero sí lo más importante, que es a la izquierda un montículo serpenteante, que son los restos de un viejo muro y a la derecha los surcos, justo donde empieza la hierba verde.

Y a continuación tenéis el resultado. La tomografía, dipolo-dipolo, con 40 electrodos distanciados 1 metro y una longitud total de 39 metros. Entre los metros 5 y 12 los restos del muro, entre 22 a 24 el primer surco, de 26,5 a 28,5 el segundo.

Primero lo que salta a la vista: el gran cambio a tres metros de profundidad. Lo que señala es agua a unos cuatro a cinco metros bajo la superficie. Está claro porqué hay una laguna en la zona. Y de tres metros a superficie lo que se ve es un material muy, pero muy resistivo.

Pero hay más cosas, por arriba. De 22 a 39 metros, los valores máximos de resistividad llegan a superficie, mientras que de 0 a 22 metros hay una capa de 0,5 metros algo más conductiva. Y se da la circunstancia de que justo ahí, a 22 metros, comienzan los surcos. Y se da la circunstancia, que justo ahí a los 22 metros, acaban los árboles. Lo veis en esta foto:

Así que no está claro si el cambio, esos 0,5 metros son efecto de las raíces de los árboles o al revés, si no crecen los árboles por la falta de suelo vegetal. Y los surcos están justo en el margen, ¿algo que ver?

Lo dicho, no está nada fácil.

3 pensamientos en “58. Minería antigua y antiguos senderos, I.

  1. Regueiro

    Interessantíssimo o teu estudo.
    O professor Pena Granha deu a conhecer um texto medieval de Cela-Nova onde falam de limites territoriais nestes termos:
    Quomodo dividet cum villa Sancta Columba, Ermigildi et Atanes et transit Limia ad Patrono intra Mogaynes et Sancta Columba et feret in Arca tras Limia ad casam de Domno et per suis terminis ubi inueneritis LACOS ANTICOS et mamolas. Uno laco qui est Tras Limia unde venit liniolo qui transit per Limia et venit inter Sancto Martino de Calidas et feret in Cima de Villa ad alio laco maior per suo liniolo ubi iacit efigiem hominis sculpta in petra que testificat de laco in laco et inde per suos moliones firmissimos ad Arca Maior ad Castro de Vemes et sic tornat per alios moliones et feret in fontem de mulieres deinde postea mineo rio inter Villarino et Monte Longo per ubi formissime divisimus cum ipsos domnos iam prefactos in illorum grande concilium sub unos andantes, et omnia bene considerantes atque certius dividentes et omnia firmissime permanentem. Statuentes devenimus ad arcas maiores de Sancta Eolalia inde primiter inquoavimus.

    Bom a hipótese é que a paisagem tumular de enterramentos estava nos limites territoriais de poder, poderíamos chamar clã ou treba, tribo… Os “reis” para delimitar o território cavavam uma cova, cova no sentido galego de zanja, foi frequente na Galiza até hai pouco delimitar um monte com um suco ou rego perimetral para delimitá-lo perfeitamente doutras propriedades este sulco é chamado de cova.
    A génese etimológica de laco como sulco é algo longa de explicar aqui, e tem mais a ver com o proto-indoeuropeu do que co latim.
    Estas sanjas pode-las ver no dólmen musealizado de Dombate.
    Também neste vídeo feito na Irlanda:
    https://www.youtube.com/watch?v=q-t_zz_9PYU “loughcrew megalithic tombs”.
    Os limites territoriais podiam ser marcados com batalhas, batalhas rituais, mesmo lutas de bois ou carneiros, esses limites variaram é por isso que há sanjas paralelas ou a pouca distância uma de outras.
    Foi assi que este tipo de cultura tivo uma continuidade, pois estivo-se a viver durante milênios do mesmo jeito…
    As sanjas foram usadas como caminhos pois o caminho corria quase sempre polo limite perimetral do território.
    Grato.

    Responder
    1. opr Autor

      Vaia!
      Non sabía nada de todo esto e vaime ser de gran axuda, xa non sabía por onde tirar con estas gabias.
      Moitísimas gracias.
      !!

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *